viernes, 29 de mayo de 2009

¿Un guerrillero Che Mexicano?

En la época del virreinato se hizo respetar las propiedades indígenas, la tierra era de ellos así como los bosques que había alrededor de sus tierras, tenían municipios eran autónomos y eran gobernadas por los alcaldes indígenas.

Así fue durante 300 años de virreinato y lo poco del imperio. Pero vinieron los liberales. Con su constitución de 1824 empezaron a despojar a los indios de sus tierras.
En el recién creado estado de Oaxaca en 1825, se puso en vigor una ley que monopolizaba la sal (1827), afectando de esa manera a muchos indígenas del istmo: a los zapotecas, suaves y chontales. No conformes con el robo y el monopolio, en 1834 se levantaron en armas los juchitecos, cuyo líder de origen indígena era José Gregorio Meléndez, mejor conocido como “Che Goyo Meléndez”. El le iba a crear guerra al mal gobierno (que raro que los indios nunca se levantaron en armas contra el virreinato, pero contra la republica si).
También entre los años 1843 y 1848 se revelaron los Triques de Juxtlahuaca y Copala para recuperar sus tierras de los ladrones liberales.
En 1848 los mixtecos de Teposcolula quemaron una estancia de un “propietario” que los había invadido las tierras indígenas.
En el año 1853, se revelaron en el estado de Nayarit el indígena Manuel Lozada cuando recién empezaban los robos contra las tierras. Lozada mejor conocido como “El tigre de la sierra de Alicia” al grito de “religión y tierras” también le haría la guerra al mal gobierno con sus leyes opresoras. Durante la guerra de reforma el se unió al bando de los conservadores para luchar contra Juárez (¿indios contra indios? O ¿indios mexicanos contra indios traidores?).
En 1850 el gobernador de Oaxaca Benito Juárez mando a incendiar Juchitan para acabar con la “rebelión”. En 1853 fue asesinado Che Meléndez por las tropas del gobernador.
Durante las décadas de los 50s y 60s hubo levantamientos por parte de los indígenas y guerrillas por el robo a sus tierras, tales como en el estado de Veracruz, Michoacán, Puebla, Chiapas, y pues Oaxaca y Nayarit.

Ignacio Comofort puso en vigor la “Ley de desamortización eclesiástica y civil”(1856) que les robaba las propiedades a la iglesia y de pasada también a la de los indios.
Puesto a todo esto los indios chatinos se levantaron en armas en 1860 y se les unieron al bando conservador. Se volvieron a alzar en armas en 1875 contra Sebastián Lerdo de Tejada por el pago de impuestos y las tierras robadas, también se levantaron los juchitecos.

La guerrilla de Lozada “El tigre de la sierra de Alicia”, tomo en varias ocasiones la ciudad de Tepic, su guerrilla se extendió al estado de Jalisco.
Pero de Tejada mando al general Ceballos para hacerle la contra guerrilla en Nayarit, donde capturo y fusilo al guerrillero Lozada, frenando así la resistencia indígena y dándole paso libre para seguir robando sus tierras.

Juárez vendió las propiedad la iglesia y también de los indios en precios ridículos a muchos extranjeros como ingleses, gabachos, franceses, judíos, españoles y mexicanos con privilegios.
Todas estas leyes liberales trajeron la ruina de la economía de los indios, dejándolos en la miseria hasta hoy en nuestros días.

4 comentarios:

www.myspace.com/setherolokote dijo...

orale, entonces esthe pedo de la tierra y mas monopolisaciones viene de esthe pedo kn ayuda de juerez no?? mm interesante

Anónimo dijo...

Si hubo levantamientos durante el virrinato, en la peninsula de Yucatán se levantaron los mayas.

A mi Juarez dejo de agradarme desde que leí una de sus varias frases que lo hicieron celebre en su tiempo.
"para mis amigos justicia y gracia, para los demás la ley a secas".

max dijo...

juarez es uno de los mas grandes traidores a la patria! tanto trabajo para el lado de la masoneria..jajajaja...y la masoneria le pago...con lo unico que puede con la traicion...si señor la masoneria asesino a juarez!!!!

Anónimo dijo...

Deberias escibir algo de los dos grandiosos imperios que estuvieron apunto de consumarse en Mejico, el de Don Agustin de Iturbide (verdadero padre de la independencia) y el de Don Maximiliano. Habla tambien del heroismo de Miramon y Mejia y habla mas de las traiciones del indio desgraciado Juarez.